Afganistán se precipita hacia una nueva guerra civil tras la retirada de las fuerzas estadounidenses y aliadas tras dos décadas de sangrienta ocupación. La retirada de las tropas imperialistas, anunciada por Joe Biden, está prevista para el 31 de agosto de este año, aunque la mayoría de las fuerzas estadounidenses ya se han marchado o están en proceso de abandonar apresuradamente el país mientras los talibanes avanzan en muchas zonas.

El 18 de junio, la República Islámica del Irán celebró sus elecciones presidenciales, que se encontraron con un boicot generalizado por parte de las masas. La cifra oficial de participación fue del 48%, con el candidato del régimen, Raisi, ganando con el 61,9%, y los votos en blanco ocupando el segundo lugar con el 12,8%.

El pasado domingo, el parlamento israelí aprobó por una estrecha mayoría de 60 contra 59 votos un nuevo gobierno, poniendo fin a los 12 años de mandato del primer ministro Benjamin Netanyahu. Su gobierno se caracterizó por seguir políticas de derecha y la brutal opresión de los palestinos, basada en la posición personal de Netanyahu como el hombre fuerte de Israel.