Marruecos: ¡Libertad para los tres detenidos de Jebha (Chefchaouen)!

Como resultado de una protesta masiva contra la falta de suministro de agua, cortes de electricidad y otros problemas afectando el pueblo de Jebha (Chefchaouen) en Marruecos, tres líderes de la protesta han sido arrestados. Hacemos un llamamiento a nuestros lectores a que envíen mensajes de solidaridad.

Tres jóvenes, Yassin el Bazi, Zatev Mohammed y Mohammed Said aouriaghel, fueron detenidos el lunes, 11 de enero 2010 en el pueblo de Jebha en la provincia de Chefchaouen en el norte de Marruecos. Estaban entre los activistas que protestan contra la falta de agua y electricidad en su pueblo desde finales del año pasado.

Han sido acusados de participar en una manifestación ilegal y la destrucción de propiedad pública. Este es un claro acto de intimidación de la población local que ha luchado heroicamente por mejores condiciones de vida para su comunidad.

Este es el contexto de las detenciones. El 29 de diciembre una gran multitud organizó una sentada en frente de la compañía de electricidad. Durante una semana la mayoría de las familias estuvieron sin agua potable. El director de la compañía se negó a hablar con ellos e incluso insultó a los representantes de la comunidad organizada. Como resultado de esta actitud arrogante y de la negativa a llegar a ninguna solución, la población realizó una manifestación en el pueblo.

Asamblea General al final de la manifestaciónAsamblea General al final de la manifestación Esta manifestación fue tan masiva como las del año pasado contra el ataque imperialista de Israel contra Gaza. En realidad fue más representativa de la población en su conjunto ya que una gran cantidad de adultos y personas mayores, hombres y mujeres por igual, tomaron parte. Esto nunca se había visto antes en el pueblo. Esto obligó a las autoridades y a la policía (Gendarmería) a negociar con ellos y hacer todo tipo de promesas para desactivar el movimiento. Al día siguiente, los maestros, los comerciantes, los pequeños artesanos y la juventud organizaron una huelga general en el pueblo.

Era un día de "desobediencia civil". Casi todo el pueblo estaba cerrado. A las 10 AM los estudiantes salieron de sus escuelas y se manifestaron en el centro del pueblo. Muchas otras personas se unieron a ellos. En ese momento el estado de ánimo en la población se volvió realmente eléctrico. Algunas personas rompieron las ventanas de la compañía eléctrica. Las consignas también se volvieron más radicales y más general: contra el alto costo de la vida y el desempleo juvenil. Al final de la manifestación se celebró una Asamblea General en la que todos pudieron participar y expresar su opinión.

Se ha elaborado una lista de reivindicaciones y quejas. Esta lista incluye reivindicaciones como el suministro garantizado de agua potable para todo el pueblo, fin a los cortes de electricidad, la creación de un centro médico con suficientes médicos y una ambulancia, la reparación de las carreteras locales, un campo de fútbol y puestos de trabajo para los desempleados. Entonces se eligió un comité encargado de examinar con las autoridades. Como siempre han recibido sólo promesas y promesas, pero no soluciones concretas.

 width=Asamblea General al final de la manifestación Esta manifestación fue tan masiva como las del año pasado contra el ataque imperialista de Israel contra Gaza. En realidad fue más representativa de la población en su conjunto ya que una gran cantidad de adultos y personas mayores, hombres y mujeres por igual, tomaron parte. Esto nunca se había visto antes en el pueblo. Esto obligó a las autoridades y a la policía (Gendarmería) a negociar con ellos y hacer todo tipo de promesas para desactivar el movimiento. Al día siguiente, los maestros, los comerciantes, los pequeños artesanos y la juventud organizaron una huelga general en el pueblo.

Era un día de "desobediencia civil". Casi todo el pueblo estaba cerrado. A las 10 AM los estudiantes salieron de sus escuelas y se manifestaron en el centro del pueblo. Muchas otras personas se unieron a ellos. En ese momento el estado de ánimo en la población se volvió realmente eléctrico. Algunas personas rompieron las ventanas de la compañía eléctrica. Las consignas también se volvieron más radicales y más general: contra el alto costo de la vida y el desempleo juvenil. Al final de la manifestación se celebró una Asamblea General en la que todos pudieron participar y expresar su opinión.

Se ha elaborado una lista de reivindicaciones y quejas. Esta lista incluye reivindicaciones como el suministro garantizado de agua potable para todo el pueblo, fin a los cortes de electricidad, la creación de un centro médico con suficientes médicos y una ambulancia, la reparación de las carreteras locales, un campo de fútbol y puestos de trabajo para los desempleados. Entonces se eligió un comité encargado de examinar con las autoridades. Como siempre han recibido sólo promesas y promesas, pero no soluciones concretas.

Manifestación en JebhaAsamblea General al final de la manifestación Esta manifestación fue tan masiva como las del año pasado contra el ataque imperialista de Israel contra Gaza. En realidad fue más representativa de la población en su conjunto ya que una gran cantidad de adultos y personas mayores, hombres y mujeres por igual, tomaron parte. Esto nunca se había visto antes en el pueblo. Esto obligó a las autoridades y a la policía (Gendarmería) a negociar con ellos y hacer todo tipo de promesas para desactivar el movimiento. Al día siguiente, los maestros, los comerciantes, los pequeños artesanos y la juventud organizaron una huelga general en el pueblo.

Era un día de "desobediencia civil". Casi todo el pueblo estaba cerrado. A las 10 AM los estudiantes salieron de sus escuelas y se manifestaron en el centro del pueblo. Muchas otras personas se unieron a ellos. En ese momento el estado de ánimo en la población se volvió realmente eléctrico. Algunas personas rompieron las ventanas de la compañía eléctrica. Las consignas también se volvieron más radicales y más general: contra el alto costo de la vida y el desempleo juvenil. Al final de la manifestación se celebró una Asamblea General en la que todos pudieron participar y expresar su opinión.

Se ha elaborado una lista de reivindicaciones y quejas. Esta lista incluye reivindicaciones como el suministro garantizado de agua potable para todo el pueblo, fin a los cortes de electricidad, la creación de un centro médico con suficientes médicos y una ambulancia, la reparación de las carreteras locales, un campo de fútbol y puestos de trabajo para los desempleados. Entonces se eligió un comité encargado de examinar con las autoridades. Como siempre han recibido sólo promesas y promesas, pero no soluciones concretas.

 style=El comité informó a la Asamblea General, la cual decidió dar un tiempo a las autoridades para llegar a algunas soluciones, y al mismo tiempo, también continuar las movilizaciones con el objetivo de mantener la presión. Esta tiempo ha sido utilizado por las autoridades vengativas y de la gendarmería para preparar un plan de intimidación y represión contra los dirigentes de este movimiento. Parte de este plan implicaba la detención de los tres jóvenes a principios de la semana.

La organización de los derechos humanos AMDH, la Asociación Marroquí de Derechos Humanos, [AMDH, Association Marocaine des Droits Humains] está involucrada en la protesta contra estas detenciones arbitrarias y las acusaciones.

La CMI pide a los compañeros, simpatizantes y lectores de En defensa del marxismo que apoyen la campaña de solidaridad con los tres de Jebha. Exigimos la inmediata retirada de todas las acusaciones y la liberación de los compañeros detenidos. La intimidación por parte de las autoridades y la policía también debe cesar de inmediato.

Por favor, envía mensajes de apoyo a This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.

Más imagenes.